Carlos Herreros

Sunday, February 26, 2006


MYERS BRIGGS EL TEST DE MODA PARA EJECUTIVOS


Éste es un extracto de un artículo que recomiendo leer en su totalidad, escrito por Malcom Gladwell www.gladwell.com , de quien he traducido otro artículo que puede leerse en mi blog www.liderazgoyestrategia.blogspot.com , “El mito del talento”.

Ahora que está tan de moda el test Myers-Briggs y que se utiliza profusamente en muchas empresas españolas, quizá valga la pena pensar en lo que nos dice Gladwell.

A fin de cuentas, ¿cuál es el origen del Myers-Briggs?. Todo empezó con un ama de casa de Washington D.C. llamada Katharine Briggs, al comienzo del siglo pasado. Briggs tenía una hija, Isabel, única, por la que su madre ( según un familiar) hacía todo excepto respirar. Cuando Isabel era aún una adolescente, Katharine escribió un manuscrito tan extenso como un libro sobre la notable infancia de su hija, considerándola un “genio” y “la pequeña Shakespeare”. Cuando en 1915 Isabel fue al Colegio Swarthmore, las dos se escribían todos los dias. Uno de ellos Isabel trajo a casa a su novio y compañero de colegio, anunciando que pensaban casarse. Él se llamaba Clarence( Jefe) Myers. Era alto y atractivo, quería ser abogado, y no podría haber sido más diferente que las señoras Briggs. Katharine e Isabel eran atrevidas, imaginativas e intuitivas. Myers era una persona práctica , lógica y detallista. A Katharine le resultaba difícil entender a su futuro yerno. Cuando la alegre pareja volvió al Colegio, Katharine se encerró en su estudio, todo su esfuerzo centrado en “entender al Jefe”. Empezó a leer profusamente libros de psicología y filosofía. En 1923 se topó con la primera traducción al Inglés del libro “Tipos Psicológicos” de Carl Jung: “Ya he dado con ello, le dijo a su hija”; y en una impresionante muestra de de convicción quemó todas sus investigaciones anteriores y adoptó el libro de Jung como su nueva Biblia, tal como le explicó en una carta al mismo Jung. Su sistema lo explicaba todo: Katharine, Lyman( su marido) Isabel y el Jefe eran introvertidos. Los dos hombres eran pensadores y las mujeres sensibles; y ,por supuesto, los Briggs eran intuitivos y el Jefe era sentimental. Animada por su madre, Isabel- que vivía en Swarthmore y escribía novelas de misterio, diseñó un test de papel y lápiz para que quienes le tomaran supieran a qué categorías Jungianas pertenecían; dedicó el resto de su vida a promover su creación brillantemente y sin respiro.
El problema es que Myers y su madre no entendían a Jung en absoluto. Éste no creía que los tipos fueran identificables fácilmente; tampoco creía que las personas pudieran ser permanentemente encajadas en una u otra categoría. Tal como escribió: “Cada persona es una excepción de la regla; etiquetar a las personas a primera vista no es sino un juego de mesa infantil.
¿Por qué un juego de mesa basado en mi deseo de entretener a mis amigos es más válido que otro juego de mesa basado en la obsesión de Katharine Brigss con su yerno?

2 Comments:

At 8:00 AM, Blogger José Ángel García López said...

Hola Carlos:

Acabo de leer tu artículo del blog y coincido en gran medida en la dificultad de "medir" a las personas, todo en la vida intenta basarse en sistemas y métodos que nos orientan, pero ¿qué pasa cuando los métodos o los sistemas fallan? ¿Qué sucede cuando en alta mar un barco se queda sin sistemas de navegación? ¿Estamos preparados para navegar sin GPS?
Los miedos de las personas son el origen de todos los problemas del mundo, el iedo y la ignorancia por añadidura.
Carl Gustav Jung no era ningún dios, pero también es cierto que fué el discipulo más aventajado claramente de Sigmund Freud, que todo sea dicho contaba en su personalidad con ciertas taras que en cierta medida le lastraron y por otro lado le concedieron un halo de cierto "misterio psicológico".
Por otro lado si los sistemas de evaluación de personas o de empresas no son excesivamente fiables, a su vez paradojicamente son necesarios.
El caos y la anarquía en las organizaciones empresariales son el cáncer del progreso.
De todas formas de todo el trabajo de Jung que además de extenso es farragosísimo sino se es psicólogo, me qued sin lugar a dudas con sus trabajos sobre arquetipos del subconsciente, un tema apasionante a mi odo de ver, que nos permite apreciar de que forma TODO está unido a una memoria y unos arquetipos genéticos y colectivos, algo que sin duda tiene una utilidad increible en el marketing y en la persuación de masas y personas.
Y como tú bién sabes jamás ha existido nadie en posesión de una verdad absoluta, pero Jung nos colocó en el camino del descubrimiento posterior de muchas materias en sociología ( no olvidemos que parte de sus teorías las usaron los nazis,incluso, en toda su simbología rúnica y sus mensajes "populosos" basados en los miedos al paro,la emigración,etc., con el sabido cataclismo mundial que aquello produjo).
En demasiadas empresas nos e utiliza el mejor parámetro para medir: el sentido común.
Aunque talvez se deba a que posiblemente sea una de las cualidades más escasas en muchas de nuestras empresas.
No obstante mi humilde opinión personal parte de la base de la premisa de que todo en la vida es mejorable por lo tanto susceptible al cambio, que por otro lado debe ser innegable y continuo.
Sólo el inmovilismo nos perjudica, si avanzamos crearemos nuevos caminos, donde los errores siempre serán menores y perdonables en cierta medida.
Crear es la clave, el inmovilismo nos empuja al fracaso.
Aprovecho la ocasión desde estas líneas para felicitarte por tu trabajo y enviarte un cordial saludo.

 
At 4:42 PM, Blogger guillem said...

hola,
no he encontrado ningún sitio donde ponerme en contacto contigo.
me pierdo en tu blog, pq le falta una lista de categorias o algo para acceder a la info. si entro directo me sale una lista de todos los articulos.

pon tb alguna forma de contacto!!! jajaja

saludos cordiales
guillem
http://sinerzia.com

 

Post a Comment

<< Home